Rodrigo Villegas triunfó en su segunda presentación en Viña. El comediante abordó una diversidad de temáticas, en donde el chiste corto y la música fueron los grandes protagonistas, apelando en ocasiones también al doble sentido. El repertorio inició hablando de los celulares y las redes sociales, transitando luego al chiste corto en relaciones de parejas, mencionando el escape de gases y un poema amoroso haciendo referencia a nombres de lácteos y cereales.

La música llegó con referencias a situaciones cotidianas, haciendo referencias a Juan Gabriel, Álvaro Torres y Olivia Newton-Jones, con esta última comentando su experiencia y una selfie «sin consentimiento» con la artista cuando compartieron edición en 2017. Las breves continuaron involucrando a Carabineros, el Test de Rorchach, una pelea con un gallo, el llevar el celular al baño, contar chistes ante la familia de la pareja, además de algunos chistes «sin censura».

La música nuevamente se hizo presente tras un fallido carrete por «Zoom» (porque Kurt Carrera supuestamente le cobró una deuda), ante lo cual armó una «fiesta» en solitario con YouTube, que incluyó coreografías de Freddie Mercury, Michael Saballo, Locomía y Rafaella, además de un karaoke con la canción «Olvídame tú», de Miguel Bosé. Ahí salió al baile el jurado Eduardo Fuentes como referencia pop a las interrupciones con anuncios en la plataforma de vídeos. Asimismo, demostró con algunos extractos de canciones que hay cantantes «sapos» y «mentirosos» con sus letras. La primera parte terminó con una demostración de que «un minuto es mucho tiempo» golpeando el micrófono.

«Viva la comedia. Gracias totales», se despidió Villegas, quien posteriormente recibió la Gaviota de Plata. En el bis mencionó la fiesta de graduación de su hijo como DJ y se llevó la de Oro. Era tanta la atención con la rutina de Villegas que se procedió a un segundo bis, en donde abordó la intimidad con su señora.

Print Friendly, PDF & Email