Por: Miguel Yáñez Hernández (@miguelayh) – agendachilena.cl

Un día sábado 15 de marzo de 2003, 31 Minutos emitía su primer capítulo quizás tan solo como una apuesta televisiva para potenciar el bloque infantil con algo totalmente diferente, mezclando el humor, la sorpresa y la educación. Los Estudios APLAPLAC, realizadora de este producto, resultó ganadora de fondos del CNTV para su transmisión vía Televisión Nacional de Chile.

En ese primer episodio vimos a un micrófono encuestando a cuán transeúnte del centro de Santiago su opinión sobre la comida, una nota sobre un niño que exigía el pelo azul, un baño que adquirió vida, el adelanto de la teleserie «Títeres» y un reporte en profundidad nunca antes visto en la pantalla chica: «La ruta de caca», entre otras curiosidades.

La creación de Pedro Peirano y Álvaro Díaz resultó todo un éxito y completaron la primera temporada con un total de 21 capítulos, en donde también tuvo espacio un charlatán que hizo pasar por el Profeta Isaías anunciando el fin del mundo. En 2004 y 2005, el noticiero conducido por Tulio Triviño y que tiene como periodista estrella a Juan Carlos Bodoque tuvo una segunda y tercera temporada, respectivamente. En cada una sacaron un álbum con 31 canciones, incluyendo en uno de ellos un especial de Navidad.

El formato se reeditó en diversos países de Latinoamérica, e incluso filmaron una película y protagonizaron una adaptación teatral de «Romeo y Julieta». A fines de 2014, el programa tuvo un cuarto ciclo, con nuevos personajes, historias y canciones.

A trece años de su debut, la producción resumió en 1 minuto los principales hitos de «31 Minutos» durante este lapso, en donde destacan su presentación en el Festival de Viña del Mar 2013 y Lollapalooza 2012, además de un flashback con sus mejores notas y su participación en el vídeo «Una nube cuelga sobre mí» junto a la banda nacional Los Bunkers.

Print Friendly, PDF & Email